Ana Albadalejo Blog » Siempre

29 enero 2020

Siempre

Buenos días, ¿qué tal estáis? Yo volviendo un poco a la normalidad. Y es que cuando tienes una bebé, los primeros días no son como el día a día de siempre. Son una especie de nube que te envuelve. Y sólo piensas en cuidarla y protegerla de una manera un tanto extrema.

No sé si lo llegué a contar por aquí, pero los primeros días, en cuánto a visitas, quise las justas. Algo que yo sigo viendo normal. Y no es que quiera menos a las personas que me envuelven, no. Es que es un momento delicado, íntimo y único.

De hecho, a mí no me apeteció ninguna de estas visitas al hospital, y también muy pocas en casa. Sólo de los más cercanos. Ahora, que Gala tiene casi un mes y nos hemos adaptado muy bien a ella, me empieza a parecer buen momento. Es un tema del que podría hablar largo y tendido, y es que todavía tenemos una cultura muy arraigada que nos hace pensar que por rechazar visitas o simplemente decir que vengan al cabo de unas semanas, ya estamos cometiendo el crimen del siglo.

Cuando nació Zoe, era todo una novedad, y no sabía bien lo que quería o no quería. O al menos no lo tenía tan claro como lo tengo ahora.

Así que, pienso que este momento es nuestro. De las madres y padres para hacer o deshacer  lo que queráis.

Cambiando de tema, otra cosa que me preocupa algo es la exposición que tenemos en las redes sociales. En mi caso, desde hace bastante tiempo. Desde que empecé hace muchos años ya en el mundo de la moda, cuando todavía esto de las redes prácticamente ni existía.

Ahora, están en su máximo esplendor y yo trabajo en parte, gracias ellas. Me encanta lo que hago y siempre me habéis escuchado decir que tengo suerte de poder compaginarlo con mi vida personal. En ellas comparto momentos especiales de mi vida y mi día a día. Y por supuesto lo hago con mi familia. Por lo que de alguna manera, mis hijas también forman parte de este estilo de vida.

Veo a padres y madres que le ponen una cara de gatito a sus hijos cuando hacen una foto con ellos, o cara de león.  Y, otros, sin embargo que en las redes sociales sólo muestran a sus hijos. Donde ni siquiera salen ellos mismo, que son los que manejan las redes. ¡Vaya lío!

Y un día te paras a pensarlo. ¿Estaré haciendo bien? ¿Les podrá perjudicar en algo?

En más de una ocasión, la gente me lo ha preguntado. Y por eso he decidido comentarlo. Yo sigo pensando lo mismo. Siempre que sea desde el respecto, de forma natural y espontánea y cuando no vulneren su intimidad creo que no hay nada de malo. Puede que esté creando un álbum de vida precioso 🙂

Como madre, espero estar haciéndolo bien, porque es lo mejor que sé.

 

Llevo total look de ASOS, de esta temporada.

 

 

 

 

 

 


4 Comentarios

  • 1. NATALIA  |  30 enero 2020 - 08:51

    “Todo lo que haces con el corazón, siempre estará bien hecho”, eso siempre decía mi abuela.

  • 2. Ainhoa  |  30 enero 2020 - 18:56

    Hola, la verdad q son temas muy personales las dos cuestiones q has planteado. Mi opinión respecto a la de las visitas es como la tuya y cada uno gestiona cuando quiere ver a los más y menos cercanos. Respecto a la segunda parte d tu email discrepo, ya q las influencers con hijos (algunas, no todas) los exponéis demasiado, creo que por una parte en el mundo 2.0 en el que vivimos es peligroso por seguridad y por otra parte me parece una utilización de los niños, en algunos casos, para tener más likes y generar más negocio y no lo veo bien puesto que hasta la mayoría de edad los hijos deberían estar protegidos y después decidir por si mismos. Un saludo

  • 3. Diana M  |  30 enero 2020 - 21:48

    Pues yo estoy contigo, Ana, yo voy a dar a luz en marzo y me da pánico la familia de mi marido…..en su familia, nuestro hijo, va a ser el primer nieto sobrino….y claro, están todos emocionados. Pero yo no quiero que estén todo el día en casa porque me voy a agobiar. Pero claro, como tú dices, es un tema tabú que mucha gente parece no entender. Yo creo que lo primero es que los papás de hagan a la nueva situación, y luego ya podrán venir los demás, pero me temo que, al menos por parte de mi suegra, no va a ser así. Espero que, si viene, no empiece a decirme como tenemos que hacer las cosas porque no sé si voy a poder morderme la lengua o la contestaré que me deje a mi hacerlas (y a mi pareja) como queramos, que equivocarte te ayuda a aprender. En fin, a ver qué tal lo gestiona él, que ya se lo están diciendo las matronas a las charlas que vamos de preparación al parto y escuela de Padres.
    Un saludo
    Diana

  • 4. altamoda  |  3 febrero 2020 - 20:16

    la pequeña niña se ve feliz

Deja un comentario

Requerido

Requerido, (permanecerá oculto)


tres + = 4

Hearst España S.L. (en adelante, Hearst España) como responsable del tratamiento utilizará los datos personales que nos facilites a través de este formulario para que puedas comentar en el blog y para cumplir con los requisitos legales aplicables, según se detalla en nuestro Aviso de privacidad.
Tus datos serán almacenados por el plazo legalmente previsto para este tipo de servicios. Si tienes cualquier consulta o duda, puedes hacerlo en cualquier momento enviando un mensaje de correo electrónico a privacy@hearst.es


Subscríbete a los comentarios vía RSS